CAMPAÑA VERANO 2017

20/5/2017

Durante la época de verano se producen más de 150 robos diarios solamente en la capital de Barcelona, lo que es un índice realmente muy alto, y las vacaciones de verano no deberían quedar a merced de preocupaciones cuando nos disponemos a salir casa.

Cuando se dejan las residencias por algún tiempo, ¿Se puede creer que la casa no va a sufrir un intento de robo, y que no se pasará a formar parte de este alto índice en las estadísticas de robo en Barcelona? Los hurtos con uso de fuerza en domicilios aumentaron el 40% en Barcelona.

Es posible ponérselo más difícil a los ladrones y, de esta manera, conseguir que descarten la casa. Aquí alguna de las recomendaciones de los Cerrajeros.

En primer lugar, es muy importante esperar a estar de vuelta en casa para publicar imágenes de las vacaciones en las redes sociales. Es sabido que es un canal muy amplio y que no se sabe quién lo está viendo. En segundo lugar, seria positivo tener persianas programables para que cambien de posición en algunos momentos. Si no se dispone de este dispositivo, se le puede pedir a un amigo o familiar que pase por el domicilio y las mueva siempre que sea posible, de esta manera nadie va a pensar que la casa está sola.

En tercer lugar, es crucial verificar atentamente que no se ha marcado la casa con algún símbolo raro y desconocido. Muchas veces los cacos marcan las casa que saben que no va a tener nadie y, a posteriori, van a lograr sus delitos. Además, tampoco se debe comentar en establecimientos comerciales que se está de vacaciones, ni dejar un mensaje en el contestador hablando sobre eso.

En cuarto lugar, es muy importante tener dispositivos de seguridad actualizados para contener los intentos de robo como el bumping y la ganzúa. Un sistema efectivo y económico son los programadores de luces, que pueden ser programados por uno mismo para que se apaguen o enciendan en horarios diferentes.

Por último, cabe destacar como métodos de prevención cerraduras invisibles, escudos protectores anti-taladro, bombines anti-bumping y anti-ganzúa. Son realmente muy efectivos, pues para entrar con uno de esos dispositivos instalados es necesario que se haga mucho ruido por un buen tiempo, por lo que, siendo así, los vecinos ya deberán haber avisado a la policía.